De empleado a emprendedor: 5 ideas de negocio

Las grandes ideas de negocio tienen su momento: la crisis del empleado. Trabajar todo el día, todos los días, para cumplir el sueño de alguien más, puede no ser la vida que desees.

¿Cuándo será momento de hacer tus sueños realidad? Has trabajado diligente y cumplido para un negocio, pero tus metas personales se van diluyendo de a poco.

Conocer Sudamérica, salir de excursión, llevar a tu mascota al trabajo, tomarte la tarde para tu familia, seguir estudiando…

Esta crisis del trabajador tiene una razón: las personas que no se conforman quieren seguir creciendo, aprendiendo e innovando. ¿Qué mejor opción para cumplir esas metas que la de ser tu propio jefe?

Empieza a construir hoy tu imperio del mañana, ¿Quién dijo que comenzar tu empresa era costoso? Revisa estas 5 ideas de negocio que traemos para ti.

Servicio de tutorías

Vender tu conocimiento es un negocio simple y muy rentable, con poco riesgo y mucha satisfacción.

Si dominas las finanzas, la nutrición, el marketing, la salud, o casi cualquier tema, ahí esta tu oportunidad. Cursos online, conferencias, talleres.

Escritura online

Sí, el momento ha llegado: ¡pueden pagarte por redactar!

Si te gusta escribir y tienes algo de oficio en ello, existen muchos sitios web que requieren redactores de contenido. 

Puedes tomarte una hora al día para aplicar a concursos de redacción o directamente aplicar en alguna página para escribir sobre algún tema en específico.

Mensajería

No tiene que ser nada sofisticado para comenzar a emprender. Verás, llevar paquetes es una tarea sencilla y puede ser muy redituable si tienes el tiempo para ello.

En las ciudades las personas podrían no tener tiempo para hacer algunos mandados o simplemente requieren pagos o entregas en horas de trabajo.

Esa es la oportunidad de un servicio de mensajería.

Snacks y postres

Sencillo: sólo necesitas una cocina y algunos ingredientes.

Cocinar o preparar snacks caseros que puedes vender en centros de trabajo o lugares cercanos es una opción muy amigable para iniciarte en el emprendimiento.

Y si no sabes de alta cocina, no te preocupes: siempre hay muchas opciones a la mano, desde fruta picada, postres, bebidas nutritivas o hasta sándwiches veganos.

No por nada es la más popular de las ideas de negocio. Y no falla.

Fotógrafo

No es para todos, pero si tienes sentido estético y una buena cámara, éste podría ser tu punto fuerte.

Existen infinidad de cursos online gratuitos para aprender fotografía, y si tienes tiempo libre por las tardes y una agenda para organizarte, puedes sacar fotografías personales o de eventos.

Incluso, en la red existen sitios que compran buenas fotografías para usarlas en sus páginas, así que ¿qué puedes perder?

 

Ahora que conoces este listado de ideas ¿te animarías a comenzar tu propio negocio?

Créditos: Foto de Pavel Kunitsky

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *